Gobierno de españa - ministerio de trabajo migraciones y seguridad socail

Se hace camino al andar

Dom, 15/07/2001 - 12:19
TEBEX

Acción sindical

Una coletilla inquietó a los trabajadores de la empresa KOBOL S.A., de Peralta (Navarra), y motivó a los delegados de prevención a acudir al Equipo de Salud Laboral de Navarra. La mutua había pedido a la dirección de la empresa que administrara a los trabajadores, previamente a la realización de los reconocimientos médicos, un cuestionario que finalizaba solicitando la firma de cada trabajador bajo la frase: 'Declaro que son ciertos los datos anteriores. Así mismo, asumo las repercusiones posteriores al Reconocimiento Médico'.

Los delegados de prevención, apoyados por el Equipo de Asesoramiento de CC.OO de Navarra, realizaron dos asambleas informativas en las que se habló del derecho a negarse a cumplimentar tal cuestionario, de la necesidad de que se practiquen unos reconocimientos médicos de calidad y acordes a los riesgos a que están expuestos y de la existencia de protocolos específicos para la vigilancia de la salud. Finalmente se mantuvo una reunión con representantes de la empresa, quienes reconocieron lo inapropiado del cuestionario y se comprometieron a exigir a la mutua una vigilancia de la salud adecuada a los riesgos a que están expuestos los trabajadores y trabajadoras.

 

A raíz de algunas quejas sobre las molestias que de los zuecos, las delegadas de prevención quisieron valorar en qué medida se trataba de un problema generalizado. Se dedicaron a observar y documentar con fotografías las situaciones en las que el calzado suponía un riesgo, especialmente entre los trabajadores que desplazan cargas. Además, pasaron una encuesta al conjunto de trabajadores en la que se incluían dibujos del pie para que señalaran dónde sentían las molestias.

Las conclusiones de la encuesta no dejaban lugar a dudas. Desde los médicos de quirófano hasta las pinches de cocina, el conjunto de trabajadores relataba episodios de torceduras, caídas y resbalones como consecuencia de la utilización de los zuecos. Sorprendidas por el alcance del problema las delegadas plantearon en la Federación de Sanidad de CC.OO. del País Valenciano la necesidad de ampliar el estudio al conjunto de hospitales del territorio. Con las conclusiones de las encuestas de un buen número de hospitales se elaboró un informe que se presentó en la Junta de Personal quien asumió la petición del cambio de zuecos. El Servicio Valenciano de Salud ha aceptado la propuesta y ha puesto en marcha el mecanismo para la sustitución del calzado atendiendo a las necesidades de los diferentes colectivos.

 

Cuando la empresa ACESA de Barcelona decide contratar a una empresa externa como servicio complementario al Servicio de Prevención, los delegados de prevención le vieron las intenciones: el objetivo era controlar el absentismo. Rápidamente se inició una campaña informativa a los trabajadores y trabajadoras resaltando el derecho a la confidencialidad de los datos personales: 860 compañeros se sumaron a la petición de que no se facilitaran sus datos a TEBEX, la empresa contratada. Los delegados de prevención deciden poner en conocimiento de la autoridad laboral la situación y acompaña la denuncia con todas las peticiones de respeto a la confidencialidad.

La resolución emitida por Inspección de Trabajo define que el objeto de una contratación de este tipo no es sino 'la prestación de un servicio médico de apoyo para la mejora de la atención asistencial al colectivo de trabajadores de ACESA...', que por ello entiende que la función desarrollada por TEBEX debe enmarcarse dentro de la Unidad de Vigilancia de la Salud del Servicio de Prevención de la empresa y que, además, TEBEX debe acreditarse como servicio de prevención externo para prestar ese tipo de servicio. Inspección de Trabajo es rotunda al afirmar que la subcontratación de servicios médicos complementarios es materia de obligada consulta a la representación sindical y reconoce el derecho de los delegados de prevención a recibir copia del concierto establecido con esta empresa. Además sanciona a ACESA con una multa de 1.000.001 de pesetas por facilitar los datos personales a TEBEX.