Gobierno de españa - ministerio de trabajo migraciones y seguridad socail

Tablón

Jue, 15/10/2015 - 12:20
Noticias

El cáncer de laringe por inhalación de amianto, declarado enfermedad profesional

El grupo de trabajo creado por el INSS, a petición de las organizaciones sindicales, para actualizar el RD de Enfermedades Profesionales sigue dando frutos. Tras el reconocimiento de la condición incapacitante de las silicosis de primer grado, ahora le ha llegado el turno al cáncer de laringe producido por exposición al amianto, que por fin formará parte del listado de enfermedades profesionales. En breve, el Ministerio de Empleo y Seguridad Social plasmará este acuerdo con los agentes sociales mediante la publicación de un real decreto. El grupo de trabajo, en el que también participan técnicos del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad y del Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo, continúa sus labores ahora centradas en torno a las evidencias científicas que relacionan las exposiciones a sílice cristalina con el cáncer de pulmón.

El fiscal pide cuatro años de cárcel para cada uno de los tres acusados por un accidente laboral

El Ministerio Fiscal pide cuatro años de cárcel y la inhabilitación especial en sus respectivas profesiones para un arquitecto técnico, el jefe de obra y la administradora de la empresa contratista por la muerte de un trabajador y las heridas producidas a otros dos en el accidente ocurrido durante las obras de adecuación del entorno de la Fuente de los Trece Caños y antiguo lavadero en Calahorra, un municipio de La Rioja (España). El fiscal, que añade una elevada indemnización que supera los 300.000 euros, concluye que no se cumplió el plan de seguridad y salud ni se adoptaron medidas preventivas ni los obreros tenían la formación precisa.

Los daños del trabajo sobre la salud laboral en las estadísticas oficiales

En el primer semestre de este año 2015, los accidentes de trabajo con baja han crecido un 7%, con un aumento de los accidentes mortales en jornada de trabajo del 7%, y un crecimiento de los accidentes in itínere del 8%. En este medio año han muerto 285 trabajadores y trabajadoras, en su mayoría por accidentes dentro de la jornada de trabajo, 9 personas trabajadoras más que en el mismo período del año anterior. Este dato en sí mismo debería ser motivo de alarma social. Los datos sobre enfermedades profesionales son, en términos cuantitativos, peores. En los ocho primeros meses del año, el número de partes por enfermedad laboral se ha incrementado en un 15%. Este fuerte aumento se produce tanto en los partes comunicados que causan baja como aquellos que no la causan, y tanto en el colectivo de hombres como, especialmente, en el de mujeres. El deterioro que muestra la evolución de los accidentes de trabajo y las enfermedades profesionales está siendo constante desde hace dos años aproximadamente. Estos últimos datos recalcan que es necesario un mayor esfuerzo por parte de todos los agentes implicados en la prevención para romper esta tendencia tan negativa.