Gobierno de españa - ministerio de trabajo migraciones y seguridad socail

2013

Mar, 15/01/2013 - 12:19
Noticias

Lástima que no dispongamos aún de la máquina del tiempo. Nos lo saltábamos y ya está. Pero no, tenemos que pasarlo y las cosas pintan mal, pero que muy mal. El "austericidio" que nos gobierna genera un creciente "malestar de la salud" sí, de la laboral y de la general. Pero, no alarmarse que están en la solución. La vana privatizar, digo la salud y la sanidad, sí, por prevención. Y hacen bien, porque con lo malitos que nos estamos poniendo " ya ven la cara de enfermos que tenemos de un tiempo a esta parte-, de seguir las cosas así no va a haber presupuesto público que la pueda financiar. Así que, con una actitud que sólo dice cosas buenas de ellos, quiero decir de los probos gobernantes del PP, se adelantan "es decir, previenen- y la privatizan. ¡Que se jodan! ¿Quiénes? pues los tontos que la compren. Si no se puede financiar, si hay que atender a tanto flojo que se enferma a la primera de cambio, pues se la colocamos a algún despistado que pase por ahí y le transferimos el "marrón". Pero como no se les había ocurrido antes. Y nosotros, desconfiados y criticones que somos de natural, ya estábamos despotricando, que si querían hacer negocio con la sanidad, que si la regalaban a los amiguetes, que si una sanidad para ricos y otra para pobres , que si tal y que si cual, cuando la cosa estaba tan clara y las intenciones tan limpias. Sí que son listos y honrados estos que nos gobiernan.

Pero seguro que aún se puede hacer preventivamente mejor por el bien común. Por ejemplo, con los funcionarios. Ese grupo que algunos desearían ya ver en el catálogo de las especies en vías de extinción. Bueno, pues como también se ponen malos, sobre todo los maestros y los sanitarios, que esos son aún más flojos, se les reduce el salario a la mitad cuando estén de baja por enfermedad. Eso sí que es un refuerzo vitamínico en vena de los que te ponen fuerte y saludable. Lo ven, y sin necesidad de pagar un euro por receta.

Si es que estamos que nos salimos. Sobre todo del cuadro de estadísticas europeas. Ahí sí que somos campeones, como en el "furbol". En las últimas conocidas sobre los niveles de Estado del bienestar en Europa, de los cinco indicadores que se utilizan para evaluar a cada uno de los países, vamos primeros en cuatro. ¡Que se jodan! ¿Quiénes? Los europeos. Que se fijen y nos copien, que aprendan cómo se hacen las cosas. Gastamos menos que cualquier otro país en protección social y somos los primeros en paro, en pobreza, en fracaso escolar y en desigualdad. Sí, incluso ganamos a los griegos y a los portugueses que ya tiene mérito. Pero, caramba, vivimos más años que nadie, 82 años de media. Seguro que es porque somos masoquistas, nos gusta sufrir y por eso no nos morimos. Pero descuiden que ya se han puesto, preventivamente, a velar por nosotros. Entre los suicidios por desahucios, los recortes en pensiones y en derechos y prestaciones sanitarias y la desesperación asociada al desempleo y a la pobreza, seguro que la cosa va a corregirse más pronto de lo que pensamos y en las estadísticas del año que viene Mariano va a poder sacar pecho, 5 de 5. A por la excelencia.